REPUDIO
11 de junio - 2021

Por Edgardo Cabrera

Salvo cinco, los diputados locales que se aventuraron al juicio de los electores conocieron su triste realidad: ¡nos los quieren!, están reprobados; nunca construyeron, se confiaron y la derrota fue su pago. 

Conocidos sus malos resultados y sin esperar al cómputo de la elección fueron “recibidos” con los brazos abiertos por sus pares. A media docena no les quedó siquera el recurso del pataleo en la calle o en los tribunales, perdieron de forma penosa y un show como la manifestación o el litigio sería un rídiculo mayor.

El mismo lunes exigieron seis legisladores correr a sus suplentes y el martes fueron reintegrados a la comodidad de su curul y de su dieta. 

Miguel Piedras Díaz, derrotado dos veces en Apizaco, la primera cuando intentó la candidatura en el proceso interno de Morena, y luego en la constitucional con la siglas del PEST (de su cuate Garrido) donde obtuvo apenas 5 por ciento del total de la votación.

Mayra Vázquez Velázquez pretendió la presidencia de Xaltocan pero ni con Morena pudo ganar, la arrolló el candidato de RSP, de 3 a 1 fue su triunfo; María Isabel Casas Meneses fracasó en Tepeyanco con Movimiento Ciudadano y Víctor Manuel Báez López se quemó en Zacatelco, hizo berrinche porque no le dieron la candidatura en Morena, indignado se fue al PAC, de los Ortiz, y apenas consiguió el 2.3 por ciento de la votación.

La petista María Félix Pluma Flores no pudo ganar Tlaltelulco, ni con el apoyo de su papá, el actual presidente municipal, quedó en tercer lugar con 5 puntos de diferencia. Mientras que la panista Leticia Hernández Pérez, tampoco logró hacerse del triunfo en la alcaldía de Santa Cruz Tlaxcala, se fue hasta el cuarto lugar, dos a uno con el triunfador que fue Morena. 

Aunque fue derrotado frente al PRI en Tzompantepec, el morenista Víctor Castro quedó en tercer lugar y aún espera un milagro en tribunales, la diferencia es de un punto porcentual, por lo que confía en el triunfo en la mesa, tras su derrota en las urnas, de ahí que aún no ha solicitado su reincorporación a su chuletón del Congreso.  

OTROS PERDEDORES

Quienes tampoco lograron el triunfo y soñaban con la reelección, son Omar Milton del PAN, Zonia Montiel del PRI y José Luis Garrido del PEST quienes, por cierto, aún no se han reintegrado a la legislatura para cobrar sus últimos tres meses de dietas.

El plurinominal Milton perdió en las urnas por más de 12 puntos frente a Juntos Haremos Historia, no le vio ni el polvo a la petista Gabriela Brito, no pudo ganarle con todo y la millonaria bolsa del fondo moches que destinó a la capital.

Lo mismo le ocurrió a otra que gozó de la diputación por la vía pluri, la priísta Zonia Montiel al enfrentarse al voto directo perdió dos a uno frente a Juntos Haremos Historia.

Mientras que el también dueño del Partido Encuentro Social Tlaxcala, José Luis Garrido no pudo repetir en el cargo, pese a que se puso en el primer lugar de la lista pluri. Su franquicia está por perder el registro al obtener el 0.4 por ciento de la votación total, en cifras, hablamos de poco más de 2 mil votos en todo el estado.

HONOR A QUIEN HONOR…

Solamente cinco, del total de los soñadores, lograron la proeza, destaparon la champagne gracias a su trabajo, o de plano por un auténtico milagro.

Miguel Ángel Covarrubias lo volvió a hacer, ahora con el PT. Su triunfo es gracias a su operación política, es de los pocos que tuvieron visión desde que llegó a la legislatura, operó desde años atrás. Le sacó más de 10 puntos a la alianza de Unidos por Tlaxcala, y 15 puntos de diferencia con Morena, no solo eso, también le dio el gane a su hermano y repitieron el triunfo en Texoloc, donde sucederá a su mamá.

La petista Irma Garay ganó el distrito 2 federal con amplia mayoría, además, en el ranking nacional fue de las más votadas, ocupa el lugar 13 de los 300 distritos en disputa, sumó 99 mil 868, para hacer una comparación, la segunda con mayores preferencias fue la panista Margarita Zavala 109 mil 914.

El morenista Jesús Rolando Pérez Saavedra arrasó en Ixtacuixtla, ganó dos a uno al PRI, mientras que la perredista Laura Yamil Flores se hizo de la presidencia de Benito Juárez

La actual diputada ecologista con licencia, Maribel León logró la reelección al ganar el distrito 9 de Chiautempan, casi dos a uno a la candidata de Unidos por Tlaxcala. Su victoria, sin duda, es derivada del efecto que le dio la coalición Juntos Haremos Historia, con la que participó, ya que los números de su partido, el Verde, son pésimos, apenas sumaron el 0.9 por ciento de la votación total distrital. 

De las expectativas y logros que pudieran hacer en el cargo, ese es otro cantar, porque una cosa es ganar la elección y la otra dar resultados a los ciudadanos.