AMLO el bautista
12 de julio - 2017

Por Mauricio Hernández Olaiz 

Insisto, el Peje es un político, ni más ni menos. La similitud con aquellos que tanto ha criticado y critíca es más grande de lo que él mismo quiera reconocer, sobre todo cuando el poder está en juego. De un falso mesías ha transmutado a una especie de Juan el Bautista, con el poder de limpiar el pecado de la corrupción, la impunidad, el robo a la nación con el simple hecho de acercarse a su manto moreno.

En el círculo rojo se repite hasta el hartazgo que el mayor enemigo de Andrés Manuel López Obrador es su propio dogmatismo, ya no más, hoy es su doble moral la que tal vez le empiece a jugar en contra, sobre todo entre aquellos electores medianamente pensantes que no podemos más que sentir una profunda molestia con los recientes y más sonados dichos y hechos del hijo hipócrita de Macuspana.

El Peje; que no es lagarto, pero hoy más que nunca se rodea de ellos, ha afirmado con su tradicional eufemismo, que no se puede denostar y descalificar a una persona por su faltas del pasado, todos merecen una segunda oportunidad; sobre todo cuando a sus intereses conviene, por ello afirma “Los que se unen a Morena están perdonados”, lo que Obrador no quiere ver es que en la clase política no existe la redención ni hay redentores, pese a que él se sienta con la libertad de perdonar los pecados, político corrupto siempre corrupto, pero no es lo mismo corromper a su favor que en su contra.

Los antes estigmatizados de la mafia del poder hoy tienen un pase sagrado al perdón a través de Morena, siempre y cuando sirvan a los intereses del presidenciable. El primero de la mafia redimido fue sin duda el Hampón de Manuel Bartlett, luego de llevar al poder a Salinas tirando el sistema en el ya lejano 88, el hoy senador se alió a Obrador luego de caer de la gracia de las nuevas generaciones tricolores, pese a que Bartlett fue conspirador en contra en su momento y un Salinista de sepa, hoy es de los más beatificados del morenismo.

La reciente incorporación de Lino Korrodi; operador financiero del ex presidente Vicente Fox, ha sido una de las señales más claras de que Andrés Manuel está dejando atrás su falaz discurso para incorporar al establishment económico y político a su juego, todos siendo perdonados y santificados si conviene a sus intereses.

Sin duda las llegadas de Lino Korrodi o Alfonso Romo; el gran empresario del grupo cigarrero “La moderna” quién además es hoy el coordinador financiero y empresarial de AMLO, han sido de las más mediáticas, pero debajo del agua se ha podido confirmar que entre los perdonados morenos hablamos de personajes de la talla de Esteban Moctezuma ( en línea directa con Ernesto Zedillo) o del abogado de Salinas Pliego Ulrich Richter, o Santiago Levy el ex presidente priista quién ya tampoco tiene carnet de “la mafia del poder”, pero sin duda el más llamativo y tal vez importante es Marcos Fastlicht; quien es nada más y nada menos que el suegro de Emilio Azcárraga Jean CEO de Televisa, el suegro de Emilito (como le dice el propio Peje), ha sabido borrar las diferencias entre ambos y encontrar beneficios mutuos, no en balde las recientes declaraciones del Tabasqueño afirmando lo honorables y gran empresarios que son Azcárraga y Salinas Pliego.

Así López Obrador deja atrás el resentimiento con Azcárraga que comenzó a gestarse en 2004 con los video escándalos y comienza una nueva era de entendimiento, por ello tampoco sorprende el incremento de la presencia en ambos medios de un personaje que en el pasado no era bienvenido ni con champaña bajo el brazo, dejando de lado ya a sus antiguos aliados en la prensa independiente, los recientes desplantes de AMLO a la propia Carmen Aristegui son una muestra adicional…

Con el arribo a los esfuerzos de Morena de Richter y Marcos Fastlicht, la relación del PEJE con los antiguos enemigos de la nación está sellada, las dos grandes televisoras, que en el pasado pusieron a Peña Nieto en los Pinos, hoy se hablan de tú con el tabasqueño, todos están perdonados, murió el dogmatismo y nació el Bautismo.

No puedo ni debo dejar fuera a uno de los empresarios más ligados al poder; Olegario Vázquez Raña, quién hoy está en proceso de perdón. Prensa, radio, televisión, hospitales, restaurantes, hoteles, apuestas, protección privada… hoy la lista de negocios de Olegario Vázquez Raña es tan extensa que parece poco probable que AMLO sea capaz de no bautizarle.

Atrás quedaron los colaboradores hippies, luchadores sociales, los de la facultad de Filosofía, los del Poli, la UNAM, hoy han sido relevados por egresados del Tec de Mty por recomendación de Romo, eso no es pecado, pero si habla del cambio de visión de alguien que se vende como visionario.

Precisamente uno de esos egresados del TEC, es Hellmund López, quién fue director general de Crédito Externo de la Secretaría de Hacienda en el sexenio de Carlos Salinas y director adjunto del Banco Serfín, la entidad de los Garza Sada del Grupo Alfa de Monterrey que terminó como Santander, uno de los grupos más beneficiados por el FOBAPROA, tan criticado por López Obrador, hoy también ya bautizados y libres de pecado.

La gran pregunta que hoy me asoma y que daría oro puro por podérsela hacer al propio AMLO (hoy más alejado de la prensa independiente), es la de:

Bajo sus criterios de perdón y redención de varios ex miembros de la mafia en el poder, si apoyaran igualmente su causa en su momento, ¿serían perdonados personajes de la Talla de Salinas de Gortari, Javier Duarte, Miguel Ángel Yunez, Fernández de Cevallos o hasta el propio Peña Nieto o Luis Videgaray, entre tantos otros?…

No necesito una bola de cristal para saber la respuesta, lo que hace de AMLO no solo hipócrita sino cínico, síntomas inequívocos de todos los miembros de la clase en el poder, porque hoy más que nunca queda demostrado que AMLO lidera su propia mafia hacia el poder, una que como dogma utilizará el Bautismo para llegar a la tierra prometida.

Pláceme..

No puedo más que agradecer y felicitar a Gentetlx por su quinto aniversario y al periodista Edgardo Cabrera por esos diez años con su Circo, un espacio en donde , con su sello característico, nos revela cada día los entramados del poder en el estado, sin corta pisa. Felicidades a todos los que hacen posible este importante medio, que mantiene firme y sin descanso su trabajo en un estado que cada día demanda más espacios informativos calificados, de calidad y objetividad, son 5 años con experiencia de más de 20.

Ya nos llovió mi estimado Edgardo, de cuando compartíamos cabina de radio hace tanto ya…aunque Cronos nos ha respetado un poco. ¿No crees?

Abrazo sincero.

@olaizmau