Arco Norte en caos: ejidatarios bloquean la autopista por 62 horas
20 de junio - 2024

Por Stephany Rodríguez

El bloqueo en el kilómetro 148 de la autopista Arco Norte, protagonizado por ejidatarios de Puebla, Tlaxcala, Morelos y el Estado de México, ha llegado a las 62 horas y sigue afectando gravemente a miles de automovilistas. La protesta, que comenzó el lunes por la mañana, ha generado una fila de más de 30 kilómetros de vehículos varados.

Aunque ayer se permitió el paso temporal de algunos automóviles, brindando un breve respiro a los atrapados, los manifestantes rápidamente reinstauraron el bloqueo. Los ejidatarios exigen el pago de sus terrenos, expropiados hace 18 años para la construcción de la vialidad, asegurando que la compensación prometida nunca les fue otorgada.

En este contexto, la solidaridad ciudadana se ha manifestado con decenas de personas y familias llevando alimentos y bebidas a los atrapados en el bloqueo. Sin embargo, la situación sigue siendo crítica. Los automovilistas, que llevan más de dos días varados en una de las autopistas con mayor incidencia de robos en el país, expresan su creciente preocupación por la inseguridad.

«Es muy insegura. No he podido dormir bien pensando que algo podría pasar», comentó uno de los afectados. Si bien la presencia de la Guardia Nacional ha brindado algo de tranquilidad, la situación permanece tensa.

La protesta surgió debido al incumplimiento en el pago por los terrenos utilizados para la construcción de la carretera. Los manifestantes esperan que una reunión programada para mañana con las autoridades ofrezca una solución. No obstante, advierten que, de no ser así, tomarán medidas más drásticas dentro del Arco Norte.

Actualmente, el Libramiento Norte de la Ciudad de México, conocido como autopista Arco Norte, permanece cerrado en el trayecto de Hidalgo a Calpulalpan (kilómetro 148), en ambos carriles. En sentido Atlacomulco-Puebla, la última salida es la caseta Pachuca, y en dirección Puebla-Atlacomulco, la última salida es la caseta Sanctórum.

Desde el inicio del fin de semana pasado, los campesinos irrumpieron en la carretera Arco Norte cerca de la caseta de Calpulalpan con manifestaciones, aunque estas no provocaron congestión vehicular en ese momento.

Este bloqueo no solo ha provocado congestión vehicular, sino que también ha tenido un fuerte impacto en la economía local y el transporte de mercancías, resaltando la urgencia de una solución pronta y efectiva por parte de las autoridades.