Pensionados con hemodiálisis son obligados a llevar su tratamiento en Puebla
18 de junio - 2024

Pacientes exigen solución inmediata.

Por Stephany Rodríguez

Autoridades estatales informaron a los pacientes de hemodiálisis de la Clínica de Pensiones Civiles de Tlaxcala ubicada en Tizatlán, sobre un cambio provisional de su lugar de tratamiento a la ciudad de Puebla. Esta decisión generó preocupación y molestia entre los afectados, quienes dependen de estos tratamientos vitales.

El cambio se debe a causas de “fuerza mayor” que derivan en la reinstalación de la sala de hemodiálisis en Tlaxcala. Durante este proceso, para garantizar la continuidad del tratamiento, se ofrecerá el traslado de los pacientes, acompañados de un familiar, a una unidad de hemodiálisis en Puebla. Los pacientes pueden optar por trasladarse por sus propios medios, recibiendo un vale de gasolina como compensación.

La noticia afecta a un grupo de aproximadamente 20 pacientes, que actualmente reciben tratamiento en la Clínica de Tizatlán por lo que manifestaron su descontento, argumentaron que el traslado a Puebla representa gasto y tiempo por lo que es una carga adicional para ellos y sus familias.

Los pacientes atienden sus sesiones de hemodiálisis en horarios específicos: de 7 a.m. a 11 a.m., de 11 a.m. a 3 p.m., y los lunes y jueves también de 3 p.m. a 7 p.m. En estas sesiones, aproximadamente 45 personas reciben el tratamiento necesario para su supervivencia.

Es de mencionado que cualquier interrupción en su tratamiento puede tener graves consecuencias para su salud.

Los afectados solicitaron a las autoridades que reconsideren la decisión y busquen alternativas menos disruptivas.