¿HASTA CUÁNDO?
21 de junio - 2022

Por Edgardo Cabrera

Solamente en lo que va de junio suman dos feminicidios que públicamente se han ventilado, hay otros tantos casos de los cuales la autoridad no proporciona mayores datos o información.

El fin de semana regresó a su natal Ixtacuixtla el cuerpo de Meliza, tenía 17 años de edad cuando fue asesinada en el estado de Veracruz. Sus familiares realizaron el doloroso ceremonial fúnebre, de blanco, por tratarse de una menor. 

Meliza fue vista por última vez en la comunidad de Espíritu Santo, en Ixtacuixtla, el pasado 15 de mayo, hace más de un mes, sin embargo, fue hasta el día 26 cuando la Comisión Estatal de Búsqueda de Personas de Tlaxcala y el Gobierno estatal emitieron la ficha de búsqueda. 

Como suele ocurrir, la “solidaria” administración estatal se lavó las manos ya que el asesinato fue en Veracruz, entonces, “ese feminicidio lo deben contabilizar allá”, así de crudo, por ello no ameritó mayor comentario por parte de la Procuraduría General de Justicia, aunque tengan parte de responsabilidad. 

MISMA HISTORIA

No hay que perder de vista que demoraron en iniciar con la búsqueda, si es que lo hicieron, porque una cosa es que emitan la ficha y otra que salgan e indaguen con su paradero.

Lo mismo ocurrió con la joven huamantleca Ana Laura, ahí fue hasta que los familiares protestaron como hicieron el intento por localizarla. La historia, trágica también, la conocemos, fue la población quien la encontró, pero sin vida en terrenos de labor entre Terrenate y Xaloztoc, donde se supone ya habían buscado los investigadores de la PGJE.

Ni de Meliza, ni de Ana Laura hay condolencias de la autoridad, por el contrario, la procuradora Ernestina se aferra al puesto a pesar de su pésima actuación. Así como corrieron a la titular de Movilidad, la gobernadora Cuéllar se está tardando en despedir a la funcionaria a la que le quedó muy grande el puesto.

Al margen, desde la semana pasada se multiplican los mensajes que llegan a esta redacción reportando la desaparición de niñas y mujeres, algunas son “levantadas” por horas, y después regresadas. De esto, ya sabrán, aunque se busca corroborar las denuncias, la autoridad no informa nada, hay evasivas o largas, con la cantaleta de que “no autorizan esos datos”, pero los hechos parecen dar la razón, ahí está Meliza quien apareció en otra entidad.  

INGOBERNABILIDAD

Al arrancar la semana de nuevo las protestas regresan a las calles, ahora en el Cetis 132 de Santa Cruz Guadalupe, Chiautempan, ahí los padres cerraron las instalaciones y exigieron la destitución de la directora; en ese mismo plantel, hace un par de semanas hubo un fuerte operativo policíaco por la denuncia de una alumna que presuntamente fue abusada.

En dicha comunidad, la semana pasada se enfrentaron a golpes entre pobladores por la disputa territorial con Ixcotla por la titularidad de una calle localizada en una zona limítrofe.

Y también días antes, salieron a relucir una larga lista de denuncias por presuntas anomalías que involucran al titular del subsistema Cobat, a quien lo mismo lo acusan de mantener en nómina a aviadores, que parientes… así la ingobernabilidad.