Crisis sindical
10 de mayo - 2022

Por Fernando Tamayo

La celebración del sindicato 7 de mayo no fue como muchos esperaban, su dirigente, a pesar de contar con el respaldo de la agrupación nacional a la cual se encuentra adherido atraviesa por un cúmulo de señalamientos, despidos e inconformidades dentro y fuera de su organización.

Para nadie pasa desapercibido que los Sindicatos que pertenecen al gremio del servicio público son un lastre para cada Administración, la profesionalización, el servicio civil de carrera y el compromiso por su labor pública en la mayoría de sindicalizados es escasa o nula.

No dudo que existan personas basificadas que aún mantengan un espíritu de servicio y se comprometan para realizar las labores que se les encomiendan, sin embargo, y para mala fortuna de las arcas públicas la mayoría de sindicalizados no cuenta con el perfil suficiente para desempeñar sus labores o bien carece de motivación para realizar las tareas que les son encomendadas.

Y como se dice, para muestra un botón. El alcalde de Huamantla propinó un duro golpe al Sindicato 7 de mayo al suspender de sus labores a casi una centena de basificados, bajo el argumento válido, de que son una carga al erario municipal.

El presidente Municipal de dicha comuna señaló que no importaba el costo político y las repercusiones que su decisión podría generar, pues advirtió del lastre económico y laboral que genera contar con personas que solo esperan cada quincena para cobrar a costa de la ciudadanía.

La decisión, aunque controvertida a todas luces resulta acertada, sin embargo, debemos estar atentos a si dicha problemática se soluciona legalmente o bien la presión política que imprima dicho sindicato logrará modificar la decisión del alcalde huamantleco. Esperemos que no sea un hecho aislado y que en los actos se revisen las decisiones de administraciones anteriores donde, según trasciende, se negociaron plazas laborales por una retribución económica. Al tiempo.

Desde la barrera

Hablando de falta de compromiso con la labor pública, lamentable resulta que en la Secretaría de Movilidad y Transporte exista más de uno que hacen lo necesario para dejar mal parada a la titular. Resulta que se dio a conocer por la propia dependencia que alguien sustrajo documentación importante de la propia Secretaría y que nadie, absolutamente nadie, sabe cómo ocurrió tan lamentable situación. Desafortunadamente la titular de la SMyT tiene más enemigos en casa de los que pueda ella imaginar por lo que lejos de buscar a los responsables en otro lado, deberá estar atenta de las acciones de aquellos que se dicen sus colaboradores.

“Las opiniones vertidas en este espacio son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan, necesariamente, el pensamiento de Gentetlx”