En la gestión de David Colmenares, Auditoría gasta 50 mdp en remodelaciones sin reportarlo a Diputados
20 de enero - 2022

Durante los años que Colmenares ha encabezado la ASF, se han gastado más de 50 millones de pesos en remodelaciones a los edificios, lo cual no está contemplado en el presupuesto que aprueba la Cámara de Diputados.

Fuente: ANIMAL POLÍTICO

En los últimos tres años, cuando la Auditoría Superior de la Federación (ASF) ha solicitado su presupuesto a la Cámara de Diputados dice que no requiere ni un peso en “obras”, pero durante la gestión del auditor David Colmenares han gastado más de 50 millones de pesos en remodelaciones a sus edificios.

En la última solicitud de presupuesto  en octubre pasado, Marlén Morales Sánchez, titular de la Unidad General de Administración, aseguró que la Auditoría ejerce sus recursos apegados a los lineamientos de la actual administración: con “austeridad, racionalidad y disciplina presupuestaria”. Por ello, era el cuarto año consecutivo en que no solicitarían dinero para el capítulo 6000, correspondiente al gasto en infraestructura.

Sin embargo, aunque el presupuesto fuera aprobado no tuviera dinero etiquetado para obras, la ASF sí gastó en ello. En 2019 fueron 9 millones 196 mil pesos para obras y remodelaciones de sus edificios. Al año siguiente, gastaron el mayor monto: 32 millones 72 mil pesos. Mientras que en 2021, el gasto fue de 8 millones 964 mil pesos.

Esto suma 50 millones 232 mil pesos en los tres años, de acuerdo con el registro en los informes financieros de la Auditoría.

Animal Político preguntó a la Auditoría por qué en la solicitud de presupuesto que hace a los diputados no detallan los gastos que pretenden realizar para obras de infraestructura durante cada año, pero luego hace estas reasignaciones millonarias sin reportárselo a la Cámara de Diputados, pero no hubo respuesta.  

En 2019, cuando el rubro de “obras” tenía cero presupuesto aprobado, la Auditoría hizo una reasignación, puesto que gastó 2.6 millones de recursos públicos para remodelar la oficina del auditor David Colmenares en el edificio del Ajusco. Esta incluyó la instalación de regadera, calentador de agua, extractor de vapores, clóset y vestidor, todo con acabados de lujo, como reveló Animal Político en octubre pasado.

En 2020, también sin presupuesto etiquetado para ello, la Auditorías hizo remodelaciones en su sede de Avenida Morelos –a una cuadra de Reforma– que se encuentra en desuso desde 2017 para empleados, pero que el auditor federal, David Colmenares, utiliza como oficina alterna. Por ello gastó 2 millones 992 mil pesos.

Continuó con esto para 2021, pues reasignó 5.4 millones de pesos para hacer más remodelaciones en la oficina del titular, David Colmenares, y otras secciones del edificio del Ajusco.