Nada por la Fuerza, todo por la razón y el derecho
14 de octubre - 2021

Por Mauricio Hernández Olaiz

Tal vez el secretario de Gobierno, Sergio González, debería recordar estas palabras que ha repetido en múltiples ocasiones el máximo líder de la cuarta transformación. Aunque es cierto que ya va siendo cada vez más habitual, entre los dizque cuatroteistas, el no escuchar al presidente cuando a sus intereses no conviene.

Y es que el titular de gobernación no ha podido resolver el asunto de Xicohtzinco, principalmente, porque ha favorecido, descaradamente, al llamado Movimiento por la recuperación de Xicohtzinco, poniendo por delante su amistad con Luciano Crispín Corona, líder del movimiento, por encima de la legalidad.

Para nadie es un secreto que el muy señalado y cuestionado ex auditor del OFS es la mano que mece la cuna en la desestabilización del municipio, luego de la derrota de la candidata de morena, a quién le aposto sus intereses políticos y económicos. Lejos de querer quedarse con las manos vacías comenzó a intrigar y a señalar numerosas irregularidades en las acciones de gobierno del presidente anterior, de la compra de votos en la elección y del pasado fraudulento del nuevo edil cuando fue secretario de obras públicas del ayuntamiento.

Sin embargo, los dichos de Crispín y su movimiento no han podido ser comprobados, fehacientemente, y hasta los tribunales electorales desecharon sus acusaciones dando legal victoria a Luis Ángel Barroso.

Legal y constitucionalmente Barroso es la autoridad municipal, pero es ninguneado por González Hernández, mientras que al rijoso lo recibe en sus oficinas cada este se lo requiere.

Y es que si en verdad la amistad entre Sergio González y Luciano Crispín es tan entrañable, el primero debería solicitarle al segundo que se retire con su derrota, su pérdida económica, para apostar por la gobernabilidad del municipio y el ayuntamiento, en lugar de pedirle al legalmente constituido presidente solicitar licencia.

¿Qué clase de secretario de gobierno tenemos en Tlaxcala? A Sergio González se le olvida que ya no es el líder estatal del PAN pidiéndole a un adversario político la renuncia, es un funcionario de primer nivel del gobierno…en dónde debe privilegiar a la razón y el derecho.

Yo no sé si el actual edil Barroso tenga cola que le pisen, que haya sido corrupto con la obra pública en el pasado gobierno municipal. De existir pruebas de tales señalamientos que se presenten ante las autoridades competentes, finalmente ya no hay fuero para nadie, y si es culpable que se cumpla con la ley. Mientras eso ocurre, la secretaría de gobierno debe garantizar la  independencia municipal de Xicohtzinco y velar porque se retire el bloqueo de la Presidencia Municipal, devolver las patrullas, las unidades, y sobre , el armamento que tiene su grupo de inconformes.

Seguir apostando por la fuerza y no por la razón y el derecho solo da una pésima señal del nuevo gobierno, pues de permitir que Luciano Crispín se salga con la suya, no extrañaría ver como en todo el estado comiencen a multiplicarse movimientos de desestabilización, total, todo va a depender de quien es cuate de Sergio González. Yo creo que ya va siendo tiempo que la propia mandataria conozca del asunto y dé a conocer una posición de su gobierno en el asunto, pues puede salírsele de las manos, finalmente quería ser gobernadora y transformar al estado, pues ya va siendo tiempo de demostrarlo.

Finalmente cuesta creer que el discurso de Luciano Crispín sea el de la lucha por la legalidad, la transparencia y el combate a la corrupción. No se nos olvide quien fue precisamente él en sus actuaciones y en su tiempo como auditor del OFS.

Lo de Xicohtzinco es político, bajo el manto mentiroso de lo social. Lo de Xicohtzinco es meramente por intereses personales, pues ya es sabido y conocido que lo que buscan es el control del dinero del municipio, el pueblo como siempre solo es el pretexto y al final el verdadero gran perdedor.

Nada por la fuerza, todo por la razón y el derecho. (AMLO parafraseando a Juárez, muchas veces)

@olaizmau

“Las opiniones vertidas en este espacio son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan, necesariamente, el pensamiento de Gentetlx”