Mató a su jefe porque no le liquido el sueldo acordado
12 de junio - 2013

pgke1215:30 Miércoles 12 de junio 2013 |Tlaxcala| Redacción.- La Procuraduría General de Justicia del Estado (Pgje) a través del trabajo de investigación por parte de la Policía Ministerial, consiguió aprehender a un homicida, que en el año 2011 privó de la vida a su patrón laboral, ya que le debía el salario de un año de trabajo.

La captura de Arturo Ojeda Ramírez, fue posible gracias a la denuncia interpuesta por la familia de quien en vida respondió al nombre de José Guadalupe Ahuatzi Pérez de 33 años de edad, vecino de la comunidad de Ixtulco, municipio de Tlaxcala, ya que informaron de su desaparición, por lo que el Agente del Ministerio Público inició la Acta Circunstanciada correspondiente.

Ante este hecho, personal de la Pgje se constituyó en el domicilio de la víctima, que se ubica en calle Morelos, número 36, de la comunidad de Ixtulco, municipio de Tlaxcala, a fin de recabar indicios que apoyaran a la investigación.

En ese momento, el Agente del Ministerio Público observó que una parte del piso de la vivienda se encontraba removido, situación que llamó su atención por lo que ordenó a los agentes que cavaran para indagar; fue así, que a un metro de profundidad encontraron el cuerpo sin vida del sujeto que fue reportado como desaparecido.

Posteriormente, al abocarse a las investigaciones, los detectives policiacos recabaron indicios relevantes para el caso, ya que la última vez que fue visto con vida, estaba con Arturo Ojeda Ramírez de 20 años de edad, que era trabajador del occiso, ya que tenía un negocio de venta de teléfonos celulares.

Con esta información, el Representante Social documentó las pruebas necesarias y obsequió a la Policía Ministerial una orden de comparecencia, en contra de Arturo Ojeda, que podría ser localizado en el municipio de Tlaxco. De esta manera, el 11 de junio del año 2013, a las 10:00, los detectives localizaron en la calle Cuauhtémoc, colonia Ejidal, a una persona cuyas características físicas coincidían con las del sospechoso.

Por ello, los agentes se aproximaron al individuo y al corroborar que se trataba de Arturo Ojeda Ramírez, le informaron la orden de comparecencia en su contra, por lo que inicialmente aceptó acudir a la Pgje; sin embargo, una vez instalados en la Dependencia, el sospechoso intentó corromper a los detectives y les ofreció 100 pesos en efectivo, a cambio de que no siguieran con la investigación; por lo que fue puesto a disposición del Agente del Ministerio Público, por el delito de cohecho

Durante su declaración ministerial, Ojeda Ramírez reconoció haber privado de la vida a José Guadalupe Ahuatzi Pérez, que en el año 2011 era su jefe de trabajo, ya que tenía un negocio de venta de celulares y desde que comenzó a trabajar con él en el año 2010, no le liquidó el sueldo acordado.

Relató, que el 10 de junio del mismo año, ingirió bebidas embriagantes con el hoy occiso, situación que aprovechó para sujetarlo del cuello con una soga; sin embargo, notó que su víctima no perdía el conocimiento, por lo que tomó un martillo que se encontraba en la habitación y le propinó un golpe en la cabeza, situación que le propició la muerte.

Agregó, que en ese momento se percató que la vivienda del agraviado se encontraba en construcción, por lo que excavó un hoyo de un metro de profundidad aproximadamente y ocultó el cuerpo.