PODREDUMBRE LEGISLATIVA
14 de enero - 2019

Por Edgardo Cabrera

Algo muy malo está pasando en el Congreso de Tlaxcala, como nunca y con poco más de cuatro meses de funciones, la actual legislatura va de tropiezo tras tropiezo, y de constantes escándalos.

Primero fueron las disputas por los órganos de gobierno y administrativo, vale decir que la pugna se dio sólo entre los levantadedos de Cuarta (Morena, PT y PES).

A ello siguió el ridículo en su ambiciosa agenda legislativa. Programaron 70 iniciativas y únicamente pudieron desahogar 5 por ciento. Morena soñaba con aprobar 33 iniciativas, PT 5, PRD 11, PAN 5, PES 2, Panal 2, PRI 3, PVEM 3 y MC 6.

Pero de las avaladas, los diputados enfrentan varios reveses, por ejemplo, su pretensión de obligar a los alcaldes a entregar de manera mensual sus cuentas públicas fue rebotada en los cabildos y con ello la reforma se fue al caño.

El regreso del voto en los cabildos a los presidentes de comunidad también lo cacaraquearon como un logro, sin embargo una veintena de ediles promovieron impugnaciones al considerar que se vulneran las condiciones en las que fueron elegidas dichas autoridades ya que fueron votadas sin ese derecho, por lo que lo lógico es que la reforma aplicara hasta la próxima elección.

Y para rematar, la ley de austeridad, así como las reformas al Código Financiero del estado y el presupuesto de egresos 2019 no fueron promulgadas ya que el gobernador se las regresó con una serie de observaciones, las más graves relacionadas con la intentona de violar la autonomía y soberanía de los poderes judicial y ejecutivo, organismos y municipios.

En suma, en el Congreso del estado padecemos supina ignorancia, voracidad, soberbia, ineficacia y ambición económica y política de personajes que tuvieron la fortuna de ganar la elección por el efecto López Obrador.

SE ME OLVIDABA

En eso de la cloaca legislativa, los que prometieron “no mentir , no robar y no traicionar”, fueron los primeros en violar su credo.

Mintieron cuando ofrecieron austeridad, lo primero que hicieron fueron subirse sus dietas para alcanzar el mayor monto que un diputado local a percibido en la historia de Tlaxcala, hablamos de más de 100 mil pesos.

El segundo principio también lo trastocaron, hay señalamientos, entre sus pares opositores, de que habrían recibido “moches” por anticipado de alcaldes, a cambio de entregarles más de 20 millones de pesos (cada levantadedos) de la partida que inventaron en el presupuesto de egresos 2019 y que denominaron “Fondo para el Fortalecimiento de Obras y Acciones a Municipios”, así como una bolsa de “apoyos” al campo.

Y traicionaron al pueblo al recortarle casi 500 millones de pesos al presupuesto de seguridad pública, salud, campo, pensiones, desastres naturales y educación, para etiquetarse ese dinero de manera unilateral.

ADIVINE

No sólo el presidente de la JCCP, de extracción morenista, se dio vida de nuevo rico al irse a unas largas vacaciones por Europa después de que fue aprobado el presupuesto.

De otros partidos (que avalaron el gandalla presupuesto impulsado por Morena) también se dieron esos lujos que no habrían podido pagar antes de sacarse la lotería al asumir la diputación.

Una de ellas subió fotos disfrutando su estancia en un costosísimo hotel de una paradisíaca playa en el caribe mexicano, por cierto, como compañero de viaje estuvo un alcalde, que es su correligionario, con el que revivió la llama del amor, al menos eso se aprecia en las fotografías.

En ese caso, nos queda claro que el “moche” prometido por el “Fondo para el Fortalecimiento de Obras y Acciones a Municipios”, se cobró en especie…