¿Y nosotros qué?
16 de marzo - 2018

Ahora resultó que el diputado local perredista Alberto Amaro culpó a los medios de comunicación por cuestionar los posibles móviles del asalto violento que sufrió la madrugada del miércoles en su domicilio.

El legislador utilizó la máxima tribuna del estado para hablar del incidente que sufrió cuando un comando de 12 sujetos ingresaron con armas largas a su domicilio para sustraer una caja fuerte que –según el propio Amaro- contenía dinero y objetos de gran valor económico y sentimental.

Ante el pleno del poder legislativo se quejó por el manejo informativo y rechazó que se tratara de ajuste de cuentas por su labor como político o líder de tianguistas en San Martín Texmelucan y Tepeaca, en el estado de Puebla.

Lo cierto es que Alberto Amaro no puede matar al mensajero con sus declaraciones ya que si bien se trató de solamente un asalto –como él lo asegura-, al ser el protagonista del incidente y tratarse de una persona pública con mucho poder político y económico las dudas quedan, la principal, cómo sabían los delincuentes que existía una caja fuerte en ese domicilio y que en su interior había gran cantidad de dinero y objetos de valor.

Sin embargo algo es claro, deberá ser la autoridad la que se encargue de esclarecer el caso, mientras que el legislador deberá aclarar el origen del dinero y los objetos sustraídos para –como bien dijera- evitar caer en especulaciones.

Desesperación

Como balde de agua helada cayó la determinación del CEN del PRD de que sea Minerva Hernández quien encabece la candidatura de la fórmula al senado por Tlaxcala.

Gelacio Montiel dio patadas de ahogado al hacer su propia interpretación de lo acordado y declarar a El Sol de Tlaxcala que la cúpula de su partido realmente había determinado que él fuera quien encabezara la fórmula y no Minerva.

“El PRD no puede votar a candidatos de otros partidos en el seno del Comité Ejecutivo Nacional, y para el PRD la propuesta fui yo y así será registrada hoy (jueves) ante el INE”, dijo.

Mientras que en redes sociales le atizaron a la ex candidata a la gubernatura por el Sol Azteca y actual diputada federal albiazul por el Edomex, lo mismo la tacharon de chaquetera, que de traicionera y otra serie de calificativos relacionados con su carrera política.

Pero más allá de las interpretaciones, lo cierto es que los jerarcas del Sol Azteca aplicaron la misma dosis que en las pluris al senado por la Ciudad de México al hacer un cambalache con el PAN. Recordemos que semanas atrás determinaron registrar a la jefa delegacional panista Xóchitl Gálvez como candidata plurinominal amarilla al senado y a cambio los azules colocaron al jefe de gobierno de la CDMX, Miguel Ángel Mancera en posición privilegiada de su lista de pluris.

Ahora y pese a lo que diga Gelacio, lo cierto es que su partido se la aplicó y lo dejó fuera para encabezar la fórmula con lo que su futuro quedó sellado en el PAN donde entró con calzador como segundo lugar.

Mal augurio

Si bien Gelacio entró como parte del cambalache con el PAN, lo cierto es que en Tlaxcala quedó claro que los azules no lo quieren, al igual que los de Movimiento Ciudadano y Alianza Ciudadana.

Recordemos aquella carta enviada hace unos días al CEN del PRD mediante el cual los dirigentes estatales de los tres institutos políticos aliados se pronunciaron a favor de Santiago Sesín como candidato al senado con lo que le dieron la espalda al oriundo de Tetla.

Con ese antecedente el futuro de su campaña no pinta nada bien, veremos si es capaz de convencerlos de cambiar su percepción sobre él, incluyendo a las tribus locales que tienen la mayoría en el consejo estatal y que son los mismos que controlan la dirigencia estatal.